SOLSTICIO

DE

VERANO


CENTRO DE ESTUDIOS DE LA SABIDURIA OCCIDENTAL MEXICO


En este tiempo que el Cristo Cósmico ha vuelto de nuevo a Su propio hogar, el Mundo de la Conciencia Cristica, donde todo es armonía, unidad y vida eterna en el Grado de Ascensión. Cristo abrió el camino, para que cualquiera pueda ascender con Él y compartir la elevada comunión de los reinos espirituales.


En esa esfera, el Cristo renueva Su "vestido" de Espíritu de Vida, el que no es un cuerpo en ningún sentido que el hombre terrestre pueda conocer.


Luego de lo cual retorna de nuevo a nuestro planeta para continuar su labor de rejuvenecimiento, tanto para el mismo como para la vida existente.


Por esa razón, el Solsticio de Verano, es para el Cristiano esotérico el Festival de la Ascensión del Cristo.


Sabe que el Salvador del Mundo, cuando ascendió desde el Monte de los Olivos hace unos cuantos siglos, no desapareció instantáneamente, sino que se fue perdiendo de la vista de los allí reunidos y que aquellos que poseían la vista espiritual fueron capaces de verlo hasta el final de su Ascensión hasta su Absorción en la Gloria que está detrás del Sol.


Hasta ese plano de consciencia el aspirante busca seguir al Cristo y sólo el Iniciado es capaz de hacerlo.


Nosotros hemos de conformarnos con la reconfortante promesa de que a donde Él se fue, aunque aún no somos capaces de seguirlo ahora, ya lo haremos después.


Para cualquier aspirante intuitivo, así como para el Discípulo Iluminado, las Cuatro Sagradas Estaciones suenan como clarín que llama "arriba y más alto".



La alegría de la Ascensión Cósmica deja su impresión de inefable encanto sobre la Tierra, donde cada árbol, cada arbusto, toda planta se corona con gloria como una señal de las estrellas, mientras los Ángeles cantan y las Hadas retozan en perfecto abandono y deleite.


Según el Cristo Asciende a Su propio hogar, el Mundo del Espíritu de Vida, es esta exaltación de la consciencia que pertenece a dicho mundo la que le hace exclamar:


"El Padre y Yo somos uno".


Hay un pequeño poema que dice: "Estoy más cerca de Dios en un jardín que en ningún otro lugar de la Tierra"; y esto es literalmente una verdad, pues quien una vez aprende a comulgar realmente con la naturaleza está en sintonía con Dios.


Pues la naturaleza no es solo el trabajo de Dios, es también su manifestación.


Esto significa que a través de Su sacrificio en el Calvario, ahora se había convertido en el verdadero Señor y Espíritu Planetario de la Tierra.


El Cristianismo esotérico enseña que el Gólgota no fue el final. De hecho, fue el comienzo del sacrificio redentor anual de Cristo por todo nuestro planeta.


Durante el intervalo sagrado que constituye los místicos “cuarenta días” entre la Resurrección y la Ascensión, Cristo participó en muchas obras relacionadas no solo con la raza humana, sino con todas las ondas de la vida que viven en la Tierra.


Este trabajo incluyó las diversas razas y espíritus de grupo que son los guías de las diversas oleadas de vida en evolución.



ATENTA INVITACION A PARTICIPAR EN ESTE EVENTO


Acompañe a los Estudiantes del Centro de Estudios de la Sabiduría Occidental MEXICO, en la realización de tan importante evento en el Servicio que se realizara el día 19 de junio del 2021 a las 19 horas a través de la Plataforma google meet para lo cual puede solicitarnos la liga de entrada a la Sala de Servicio, por medio del vinculo de contacto que abajo le aparece, por favor escribanos el motivo por el cual se une, su nombre y region o pais donde se encuentra para que con gusto le demos una amable respuesta.